Seguir a Hugo Páez

martes, 8 de diciembre de 2015

Cuándo funcionará la Comisión Anticorrupción, Ricardo Anaya

Hugo Páez
   
Es tiempo de demostrar que la Comisión Especial Anticorrupción del PAN sirve para algo más que artillería de discurso contra el gobierno de Enrique Peña Nieto, y la promesa de un mejor gobierno en el 2018.
La encomienda asignada por Ricardo Anaya Cortés a Luis Felipe Bravo Mena el cuatro de octubre fue rebasada desde inicios por el escándalo del ex gobernador de Sonora Guillermo Padrés Elías. Un caso al que le sobran elementos y evidencias en los últimos dos años.
Se alegará que Comisión no es Fiscalía, ni tiene estructura ni facultad para investigar comisiones del delito, sin embargo, el propósito es que el partido no cargue los pecados de militantes, además de evitar el daño moral al señalar y tomar acciones sobre elementos negativos.
En la presentación de Bravo Mena, Anaya Cortés sentenció: “La Comisión Especial Anticorrupción deberá trabajar para que los militantes y servidores públicos emanados del PAN, cumplan la obligación de actuar dentro de un marco de valores éticos, y vigilará que en el ejercicio de sus funciones, se hagan responsables de sus actos”.
La hoja curricular del ex Secretario Particular de Felipe Calderón y ex embajador en la Santa Sede habla de una persona íntegra, que no se prestará a la formación de un tribunal inquisidor o a la función de policía interna, pero si la Comisión que dirige se limita a expulsar a militantes encontrados culpables por un juez, no sirve, para eso es suficiente el reglamento interno.
Me comentan que a dos meses de la creación del área Anticorrupción la estructura sigue indefinida, sin precisar objetivos concretos, que se mantiene en la generalidad inoperable.
Después del discurso del 4 octubre en las oficinas del CEN del PAN, la importancia de la Comisión Especial Anticorrupción parece proporcional a su ausencia en la estructura del portal oficial de internet www.pan.org.mx.
En ese momento, el presidente del PAN sentenció: “Empezar por casa nos da autoridad moral para denunciar la corrupción rampante en el Gobierno Federal. Recordemos que la corrupción le cuesta a México 1.5 billones de pesos, es decir, 9% del PIB cada año. Las familias mexicanas gastan alrededor de 32 mil millones de pesos en sobornos para tener acceso a trámites y servicios, y en el Índice de Percepción de la Corrupción que da a conocer Transparencia Internacional, México ocupa el lugar 103 de 177 países: uno de los más corruptos del mundo. Basta ya de que la regla general en México sea que los corruptos se salen con la suya”, por lo tanto, urgió al Congreso a aprobar las leyes secundarias del Sistema Nacional Anticorrupción, y recalcó que Acción Nacional hará su parte (discurso https://goo.gl/GEQFjI).
Ayer el director del SAT Aristóteles Núñez expuso la presentación de 30 denuncias contra funcionarios de la administración de Guillermo Padrés Elías, la dependencia de Hacienda lo acusa de beneficiar a empresas mediante la evasión de impuestos, que según declaración de algunos de los implicados fueron autorizados por el gobernador.
El caso Padrés no sólo es un asunto de corrupción de funcionarios, se juega la calidad ética de un partido que exige al gobierno federal combate frontal a la corrupción como el tema central del gobierno que promete en el 2018, pero hasta el momento no predica con el ejemplo.
    
MiOpinion-TVMexiquense.jpg
 fACEBOOK.jpg
twitter: @hugopaez  blog: http://hugorenepaez.blogspot.mx