Seguir a Hugo Páez

martes, 16 de noviembre de 2010

Según el presupuesto la lucha contra el crimen organizado puede esperar

Hugo Páez

En la antesala de las estratégicas elecciones del 2011, el presidente Felipe Calderón y el Secretario de Hacienda decidieron vetar el excedente presupuestal para el Ejército, necesario para implementar 18 batallones urbanos en la lucha contra el crimen organizado.
Hasta donde se sabe, la razón es numérica, aunque fácil de intuir que se trata de bajarle de intensidad a la guerra contra la delincuencia y sus efectos colaterales, con ello aumentará la percepción de tranquilidad, sobre todo en vísperas de las elecciones.
En nuestro país muchas cosas son prioridad: la asistencia social, la estabilidad financiera, el campo, la lucha contra el crimen organizado y varios etcéteras mas. La espiral de violencia metió al presidente Calderón en situaciones imprevisibles, con resultados catastróficos para su partido. Es comprensible mas no justificable que en vísperas de dos años electorales muy importantes, el enfoque del presupuesto sea orientado al bienestar, con el objetivo de fomentar la sensación de buen gobierno, elevando empleos y mejorando la economía doméstica.
Imagino que Felipe Calderón y Ernesto Cordero decidieron bajarle a los enfrentamientos del Ejército con las bandas del crimen organizado, con el propósito de disminuir la sangre, los descabezados, colgados, jóvenes masacrados y otras especies del clima de horror en los medios de comunicación, sin embargo, esta tesis se convierte en la antítesis del argumento que explica la situación actual de violencia: el desentenderse del problema como lo hicieron los sexenios pasados que en palabras de Calderón sonó días atrás: "No actuaron a tiempo".
El anexo del presupuesto propuesto por el diputado Rubén Moreira es en respuesta a los requerimientos del Ejército que se estudiaron en los equipos de trabajo de la Cámara de Diputados y Sedena. Se trata de reforzar la prioridad uno, la que ha costado interrupción de inversión extranjera, imagen negativa de México en la comunidad internacional y recomendaciones consulares para no viajar a nuestro país. Difícilmente se podrá cuantificar este efecto negativo en pesos, pero cualquier analista diría que los 13.3 mil millones de pesos que no encuentran Calderón y Cordero para disminuir considerablemente el problema es mucho menos que lo que estamos pagando los mexicanos por esta guerra que promete recrudecerse, según palabras del Comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas.

Blog: http://hugorenepaez.blogspot.com/
hugopaez@prodigy.net.mx
www.hugopaez.com