Seguir a Hugo Páez

lunes, 6 de febrero de 2012

Con Josefina, Calderón perdió el referendum de los panista


Hugo Páez

         Brutales las últimas semanas de la precampaña panista. La convirtieron en un referéndum del presidente Felipe Calderón. Referéndum donde el ejecutivo fue derrotado por Josefina Vázquez Mota, ante la ausencia de voz de Calderón para reprobar a tiempo y con firmeza los apoyos federales, los de los gobiernos de los estados, y los del CEN del partido.
         El esfuerzo de los corderistas en los últimos días se concentró en la opinión pública. No pocos columnistas y analistas políticos se tragaron el silogismo absurdo que pronosticaba la victoria del ex Secretario de Hacienda, a partir de un razonamiento opuesto a todas las encuestas.
Acostumbrados al autoritarismo de sexenios pasados, columnas y editoriales daban por un hecho la candidatura de Ernesto Cordero Arroyo.
         No se dobló la señora de la casa, al contrario, tomó oxígeno y amenazó de facto con una huelga de hambre, tal como lo hizo Luis Héctor Álvarez en defensa del voto libre.
         La victoria tiene muchas explicaciones, una de ellas habla del talento para construir un equipo con mucho mas capacidad de operación que el de sus oponentes. La madre de todas las batallas transcurrió sin percances; días antes fueron neutralizados funcionarios federales y estatales al exhibirlos ante la opinión pública, bajo la amenaza de llevarlos a tribunales.
         Un capítulo se cerró, Josefina va por la unidad de todos los panistas en el mejor de todos los resultados, congruente con los estudios de campo. La militancia no quedó herida por una imposición y se impuso la democracia sobre la autocracia.
Josefina llega con diferencia de género que, bien manejada puede convertirse en ventaja sobre Enrique Peña Nieto y Andrés Manuel López Obrador, aun cuando persiste una parte del imaginario popular que le niega a la mujer la posibilidad ostentar la banda presidencial.
         Son otros tiempos, es otro México; una mujer dará un vuelco interesante a la campaña presidencial. La altura de los candidatos la convertirá en una contienda de nobles o de miserables.
Todavía falta el cuarto pasajero, el PANAL definirá en pocos días al hombre o a la mujer que se batirá por los maestros. La tesis del rompimiento simulado entre Elba Esther Gordillo y el PRI, habla de la designación de una mujer para enfrentar a Vázquez Mota y garantizar el retorno a Los Pinos.

Blog: http://hugorenepaez.blogspot.com/
twiiter: @hugopaez correo: hugopaez@prodigy.net.mx
www.hugopaez.com