Seguir a Hugo Páez

martes, 13 de agosto de 2013

Lo que sigue en el PAN después de la trifulca en la Asamblea

Hugo Páez

De no haber fuerza capaz de convencer a Gustavo Madero de renunciar a la presidencia del PAN, su tiempo al frente del partido se alargará cuando menos hasta enero, mas aun si sus detractores impugnan la modificación a los estatutos, habrá Madero para rato, ya que en Acción Nacional no hay fechas exactas ni figura de interinato.
De hecho, la disposición estatutaria registra que los anteriores permanecerán en sus cargos hasta que lleguen los nuevos, sin importar que el periodo de Madero en la presidencia concluye en la segunda semana de diciembre.
         Una vez presentado el documento de reforma de estatutos en el Instituto Federal Electoral, tomará de dos a tres meses el análisis y la declaración de legalidad, no obstante, de existir alguna impugnación lo usual es que el IFE se espere la resolución del Tribunal Federal Electoral para continuar con el proceso, y a partir de ahí vendrá la publicación de la convocatoria para renovar la dirigencia.
         Existen mas pendientes. Al rebasar los 3 años, el actual Consejo Nacional deberá renovarse siempre y cuando persista la intención de que este Consejo nombre a la Comisión Permanente, como se “avaló” en la 17 Asamblea Nacional Extraordinaria en una dudosa votación que provocó empujones, golpes y mentadas de madre contra Madero y el CEN, en uno de los pasajes mas vergonzosos del PAN de los nuevos tiempos en que lograron llegar a la Presidencia de la República.
         La única referencia a la trifulca del sábado pasado en la Asamblea Nacional se remonta a 1976. Como presidente del partido, Efraín González Morfín tuvo que declarar ausente la candidatura presidencial después de 7 votaciones entre Pablo Emilio Madero y Salvador Rosas Magallón, el priista José López Portillo hizo una campaña de puro trámite.
El 25 de enero de 1976 el gris familiar del ex presidente de la República Francisco I. Madero no pudo obtener el 80% o mas votos en la Convención Nacional Extraordinaria, que durante 13 horas soportó un clima de protestas, gritos, golpes e injurias, instigadas por José Ángel Conchello, el anterior presidente del partido.
         Conchello estuvo al frente de Acción Nacional de 1972 a 1975, durante la presidencia de Luis Echeverría Álvarez, promotor de políticas populistas que dieron al panista regiomontano materia para desencadenar virulentos enfrentamientos.
Los choques mas destacados de Conchello con Echeverría fueron la reducción de la semana laboral a 40 horas propuesta por la CTM, el alza de impuestos y de la gasolina, la estatización de empresas y un espiral de conflictos que rebotaron como crisis interna en el PAN, aderezado por el ultra conservadurismo de Conchello quien declaró: “Gracias a Dios y al pueblo, el allendismo (en referencia al presidente chileno Salvador Allende) del presidente Echeverría, fue derrotado”.
         Bueno, la diferencia es que ahora Gustavo Madero parece uno de los mejores amigos de Enrique Peña Nieto.

Blog: http://hugorenepaez.blogspot.com/
twiiter: @hugopaez correo: hugopaez@prodigy.net.mx
www.hugopaez.com